Combatir la obesidad emocional

Como combatir la obesidad emocional

A continuación, te daré los pasos para combatir la obesidad emocional. Antes que nada necesitas poner las cosas en orden en tu cabeza, y no en un plato, y en general en tu vida.

Combatir la obesidad emocional
Combatir la obesidad emocional

Deberás combatir la obesidad emocional si deseas conseguir esa salud estable que deseas y una autoestima a prueba de todo.

Primera regla: Olvidate de las dietas y comienza a manejar los macronutrientes

Muchas veces carecemos de ácidos grasos omega 3, proteínas de alta calidad y vitaminas. Ten en cuenta que ninguna dieta dice esto. Y este es un gran error. Cambia a un régimen alimenticio que puedas obtener suficiente de todas las sustancias que necesitas.

¿Y sabes qué? Después de eso, ¡el deseo de dulces y patatas fritas habrá desaparecido por si solo!

Segunda regla: Cura tus intestinos

Ni siquiera puedes imaginar lo importante que es tener un intestino sano. Las personas comen en exceso, ya que sus intestinos no saben cómo extraer efectivamente las sustancias necesarias de los alimentos.

Además, los problemas digestivos provocan inflamación, que afecta el fondo hormonal. Come más probióticos (kéfir, yogures) y alimentos con las enzimas digestivas “correctas”.

Tercera regla: Duerme lo suficiente

Es vital normalizar el sueño. Vete a la cama y levántate temprano. Cualquier problema para dormir te hace ganar peso. La razón está en las mismas hormonas. El insomnio cambia el fondo hormonal, debido a lo que constantemente se basa en el dulce y la grasa. Esto conduce a un alto nivel de cortisol, que hace que comas comida rápida para superar la depresión, pero los alimentos poco saludables solo brindan alivio temporal, lo que solo provoca la producción de cortisol en el futuro.

Sin mencionar el hecho de que por la noche solo quieres comerte toda la nevera.

Cuarta regla: Elimina el estrés de tu cabeza

El cortisol (la hormona del estrés) y el mal sueño, causan una situación estresante para el cuerpo. Y el hecho de que el estrés afecta el apetito, probablemente lo sepas. Comienza a meditar y visualizar en tu mente imágenes de la realidad que deseas vivir, (trabajándolo a nivel consciente e inconsciente).

Cuando te deshagas del estrés, te desharás también de kilogramos de más.

Quinta regla: Desintoxica tu cuerpo

Después de varios meses de estudios, llegué a la sección de toxinas y con ello aprendí que el cuerpo usa células de grasa para almacenar el exceso de toxinas.

Comienza a “limpiar” el interior de tu cuerpo con muchos líquidos: agua con jugo de limón, vinagre de sidra de manzana y jugos verdes. Come muchos vegetales, ensaladas y fibra.

Sexta regla: No dependas del dinero

Mientras menos dependas del dinero, más feliz, menos estresado y más delgado estarás. Aunque no lo creas, la falta de dinero aumenta considerablemente el desequilibrio emocional, y por ende, activa la hormona cortisol.

Séptima Regla: Para resolver tu problema con el sobrepeso, tienes que reconocer que es tu culpa y de nadie más

No estas sobrepeso por causa de tus genes, ni no por tener los “huesos pesados”, estás así porque eres flojo. Para lidiar con tus problemas de obesidad, tendrás que aprender a no tenerle miedo a este mundo. Te ayudará la práctica de meditación y visualización. Así que puedes deshacerte de este psicotrauma que te está afectando.

Aproximadamente el 65 al 70 % de las personas en sobrepeso sufren de “obesidad emocional“. Muchas se sienten tan incómodas para vivir en el mundo que les rodea, que inconscientemente se sienten más seguros con su mundo gordo “protector”. Suena, por supuesto, bastante extraño, pero es la triste verdad. ¡Sal ya de ese mundo y sé libre!

Sígueme

Emmanuel Roberto Torres

Creador y fundador de Entrenamientos Fitness™.
Sígueme

Artículos de Emmanuel Roberto Torres (Ver Todo)

Anuncios

Deja un comentario